Ortodoncia

La ortodoncia es un tratamiento con un claro objetivo: proporcionar una boca sana y estética con el uso de aparatos dentales (bráckets) correctores adecuados para conseguir remediar problemas de mal posición de los dientes y alteraciones de la simetría facial, mejorando el funcionamiento de la boca, evitando problemas de caries dental, afectación periodontal, alteraciones del habla, de la respiración o la masticación, pudiendo llegar a contribuir a solucionar problemas tan comunes como el mal aliento.


Hay personas que, por fortuna, tienen los dientes rectos y alineados de forma natural. El tamaño y la forma de tus dientes, y la manera en la cual se encajan en la cavidad oral, son causas decisivas para tener, o no, una correcta posición de los dientes.


A parte de las razones genéticas, el mal posicionamiento dental puede estar causado por accidentes o enfermedades, pérdidas de dientes que no han sido tratados a tiempo, ciertos hábitos aprendidos, como por ejemplo, la succión del pulgar en la infancia, la interposición del labio al tragar o la respiración oral.


Las razones por las cuales tenemos que decidirnos a colocarnos ortodoncia pueden ser muchas.


Tienes que saber que no hay ningún límite de edad para empezar un tratamiento de ortodoncia. Además, gracias a los bráckets de cerámica, que tienen un color muy parecido al de los dientes, casi no se ven.


La duración del tratamiento de ortodoncia variará según la gravedad dle caso, pero sólo en casos muy raros dura más de dos años en adultos. En los niños la duración es mucho más variada porque también dependemos mucho del crecimiento de cada uno.


Por norma general, una vez iniciado la ortodoncia, tendrás que visitarnos una vez al mes para el seguimiento, para el cambio progresivo de los aditamentos que necesitas, etc.


Todos los tratamientos de ortodoncia, en adultos y en niños, requieren una higiene máxima en casa ya que la presencia de los bráckets encima del diente puede dificultar un poco el acceso habitual. Esto no te tiene que traer de cabeza porque en Dental Gracia te enseñaremos todos los trucos para que no te suponga un problema el llevar ortodoncia.


¿Cómo sabemos si necesitamos ortodoncia?

Si tú, o tu hijo o hija presentáis uno de estos signos, pediremos consulta a nuestro especialista, máster en ortodoncia, para que empiece el estudio del caso y saber si necesitáis o no bráckets.


  • Los dientes han erupcionado torcidos, con falta de espacio y se muestran apiñados unos con otros.
  • Hay dientes salidos, elevados o que cierran al revés.
  • No cierran los dientes de arriba con los de abajo cuando se muerde.
  • Hay hábito de succión del pulgar.
  • El niño o la niña ronca por las noches.
  • Si se han cumplido los 7 años de edad, aunque parezca que todo está bien.

¿Cómo planteamos la ortodoncia?

El éxito del tratamiento de ortodoncia depende de un buen diagnóstico (con bráckets o no). Cada caso será estudiado minuciosamente y elaboraremos un plan de tratamiento específico.


Para evaluar un caso y planificar la ortodoncia nos valemos de una primera visita, en la cual nuestro máster en ortodoncia explorará tu caso, determinando el tipo de maloclusión y observando todos aquellos factores colaterales que pueden influir o agravar el problema. Con los datos obtenidos a través de diferentes registros, tenemos información necesaria para iniciar la ortodoncia.

atencion_cliente

Contacto

  • T: 936 548 040
  • M: 609 772 004
  • H: 09:30h - 13:30h
         15:30h - 20:30h
         Sábados y festivos a convenir.
  • E: info@clinicadentalgracia.com